Volkswagen Transporter Rockton, para servicios especiales

Ciertamente nos hallamos ante un furgón, un monovolumen o un todoterreno (porque en estos momentos, su calificación se nos antoja un tanto indefinida) un tanto especial, como así lo bautizamos en titulares. Es un característico Volkswagen Transporter T6, con capacidad para siete ocupantes y que fuera de carretera muchos de los 4×4 convencionales morderían el Volkswagen Transporter Rocktonpolvo ante él, como suelen decir en los diálogos de los films del “far west”.

Salvo un aumento de la altura libre al suelo y un llamativo lacado de su carrocería en color naranja, exteriormente nada nos hace presagiar lo que nos vamos a encontrar una vez al volante de este T6 Rockton. O quizás tampoco, porque nada cambia a lo que Volkswagen nos tiene acostumbrados.

El motor de 2.0 TDI con 150 CV es una buena referencia mecánica para este tipo de vehículo que empuja con eficacia, recupera sin complejos y en más de una ocasión llegas a tener la convicción de que bajo el pie derecho tienes una reserva de potencia más elevada de lo que anuncia el fabricante. Son sensaciones…

Nos echamos al campo

Pero esas sensaciones siguen impresionando cuando empezamos a circular por pistas forestales y montaña, al comprobar que el Transporter Rockton acomete los recorridos sin complejo alguno. Así que poco a poco vamos exigiéndole más y observamos Volkswagen Transporter Rocktonque se comporta como un auténtico todo-terreno. El secreto de todo está en Seikel, un preparador alemán especialista en 4×4 y muy próximo a Volkswagen, con quien viene colaborando estrechamente desde hace más de una década.

Contemplamos que una robusta plancha de duraluminio cubre perfectamente los bajos del vehículo y lo protege de cualquier golpe; motor, diferencial o depósito quedan a salvo de imprevistos. Ya que andamos fotografiando los bajos del Rockton, nos fijamos también en la transformación que ha realizado Seikel en el conjunto de la suspensión. El original se ha modificado utilizando amortiguadores con muelles. De ahí que la altura libre al suelo que decíamos inicialmente haya aumentado hasta los 32 milímetros.

Volkswagen Transporter RocktonSin embargo, esa mayor altura de la versión Rockton no incrementa el balanceo de la carrocería y, en consonancia, no se transmite al habitáculo ni al pasaje. Como corresponde a un vehículo con estas características monteras, no hay más concesiones al lujo o a la estética, como sucede con muchos todoterrenos en la actualidad. Estamos ante un vehículo práctico y campero que se desenvuelve con total prestancia en carretera abierta, autovías, etcétera, como en la montaña. Por eso sus llantas son de acero, 6.5J x16, que calzan unos Continental FourSeason que muestran un rendimiento extraordionario: en agarre, en frenada, curveando, en barrizales e incluso en fuertes rampas.

Trabajos específicos

El Volkswagen Rockton tiene la tracción integral 4Motion firma de Volkswagen. Sin embargo, cuenta con el bloqueo mecánico del diferencial en el eje trasero que conectamos o desconectamos pulsando una tecla, con lo que se multiplican sus aptitudes Volkswagen Transporter Rocktontodoterreneras. El habitáculo está sembrado con dos filas de asientos individuales que alojan cinco pasajeros más conductor y copiloto. Sorprenden las bancadas de asientos que son más similares a los baquets y se sujetan sobre una recia estructura metálica, fijada al suelo con sólida tornillería. No admite modularidad ni cambios estructurales si no los liberamos de los pertinentes tornillos.

El vehículo se nos antoja muy apropiado y específico para trabajos especiales. Ponemos como ejemplo las operaciones de mantenimiento de una central hidroeléctrica a la que se deben desplazar un número determinado de operarios con herramientas y utensilios. Pero también nos atrevemos a juzgarlo muy apropiado para equipos forestales, de protección civil, contraincendios o vehículo con prioridad en este tipo de casos, en los que se necesita una avanzadilla con una serie de hombres debidamente equipados.

Volkswagen Transporter RocktonDesde luego no será el Volkswagen Rockton ni sus capacidades mecánicas o aptitudes off-road los que pongan los límites a sus aplicaciones ni los ámbitos laborales. Además de comprobar exhaustivamente (y en todos los terrenos) las cualidades dinámicas del motor de cuatro cilindros y 150 CV, hemos podido comprobar también que el consumo del vehículo se mantiene en torno a los 6,5/100 km litros anunciados por el fabricante.

El registro cambia si nos movemos en montaña y pistas, y nos vamos a los 9 litros/100 km. Un gasto que tampoco resulta excesivo si contemplamos su tara, envergadura y tenemos en cuenta que nos hallamos ante un auténtico 4×4 que nos sorprenderá muy satisfactoriamente.

Arículos relacionados

Pin It on Pinterest

Shares
Share This